Abrazada

ABRAZADA




Los pasos se van endureciendo con los años
Las caídas son más altas, y tú más fuerte
El redil de la alcoba es un gran extraño
La mirada que se aleja es la que advierte

El océano de la certeza es un rebaño
que se ensaña en la duda de lo inerte
Triste e interminable en tan sólo un peldaño
no existe una lágrima alguna que no alerte

Inclinada sutilmente sobre la almohada
comprobando todas aquellas cosas que pasan,
el alma se anestesia como si nada

Como si una de nuestras noches soleada
las rimas de ceniza y fuego nos abrasan
y duermo de nuevo al despertar, abrazada.

Comentarios

Entradas populares de este blog

EN CHANCLAS

EQUIVOCARSE

A gran altura